Museo Carlo Bilotti

menú facilitado

salto a:
contenido. búsqueda, sección. idiomas, menú. utilidad, menú. principal, menú. camino, menú. pie, menú.

Página Inicial > Figura de Carlo Bilotti

Roy Lichtenstein y Carlo Bilotti a la derecha. En el fondo la pintura del artista, Tin Tin, perteneciente a la colección Bilotti, South Hampton, 1993

Empresario internacional del mercado de la cosmética y desde siempre apasionado coleccionista de arte, Carlo Bilotti, originario de una noble familia del sur de Italia, tras completar la carrera de derecho en Nápoles y Palermo, comenzó a trabajar en las empresas papeleras y en otras industrias de sus padres Mario y Edvige Miceli, los barones de Serradileo. En 1963 viajó a Nueva York para estudiar en la Columbia University y en 1968 se casó con Margaret Embury Schultz. Tras ser nombrado vicepresidente europeo de la multinacional Shuton, se mudó a París. En 1973, en Nueva York, fue nombrado presidente de Jacqueline Cochran, empresa productora de los perfumes de las más conocidas firmas europeas como Nina Ricci, Carven y Pierre Cardin. En Suiza compró la sociedad La Prairie y creó una línea de tratamientos promocionada por Christian Barnard. Se movía con gran habilidad entre el mundo financiero y el artístico de ciudades como París, Nueva York, Zúrich, Basilea y Londres.
Su figura de coleccionista se caracteriza por la amistad con muchos artistas entre los cuales destacan De Chirico, Warhol, Liechtenstein, Dalí, Saint-Phalle, Rivers o Rotella, de la que nacerían numerosas obras encargadas no sólo para su colección personal, sino también para sus empresas.

En los últimos años Carlo Bilotti quiso que el público disfrutara de su colección y realizó diversos proyectos de mecenazgo en las ciudades de Cosenza y Roma. Vivió los últimos decenios con su mujer y sus hijos, Eric y Megan, entre Palm Beach, Nueva York y Roma. Carlo Bilotti falleció a los 72 años de edad, el 17 de noviembre de 2006.

Como testimonio de su historia personal y cultural, en el museo se exponen dos retratos. El primero, Tina y Lisa Bilotti (1981) de Andy Warhol, es una refinada elaboración foto-pictórica de extremada rareza del maestro del PopArt, porque retrata en una sola tela a personas distintas: Tina, esposa de Carlo, y su hija Lisa (fallecida prematuramente en 1989). En todas las colecciones públicas romanas sólo se cuenta otra del Warhol. El segundo retrato, Carlo con Dubuffet al fondo, es una pintura en relieve de 1994 de Larry Rivers, uno de los primeros en América en crear retratos en clave satírica. La obra de Dubuffet expuesta en el fondo también pertenece a la colección Bilotti

La neofuturista obra de Severini, El Verano (1951), constituye otro testimonio de las distintas escuelas que componen la colección Bilotti. La majestuosa mujer, cuyos contornos se pierden en la estructura geométrica casi abstracta, forma parte de una serie de trabajos dedicados al tema de las actividades humanas vinculadas a las estaciones, que más tarde el artista reelaboró para el Palacio de Congresos del EUR en Roma.

de nuevo a menú facilitado.